20 C
Guadalajara
sábado, 19 septiembre, 2020
Inicio OPINIÓN Andrés Canales Leaño Jalisco, nuevo modelo para el campo

Jalisco, nuevo modelo para el campo

En estos tiempos de polarización en que no se visualizan soluciones para la problemática del campo, particularmente por el reciente recorte presupuestal a nivel federal, quiero dar a conocer un sistema de producción exitoso del sector rural, que contra viento y marea ha logrado mantener la posición de Jalisco en los primeros lugares en productividad de alimentos, nivel que se sostiene a base de trabajo tecnificado y tenaz de todos los hombres y mujeres que componen este sector tan importante, apoyados por un gobierno que ha tenido el tino de entender al sector y lo que sus productores necesitan y que en base a un exhaustivo análisis ha creado la nueva estrategia agrícola jalisciense con rumbo claro y preciso, guiado por un proyecto basado en seis líneas transversales, que a nueve meses de su aplicación, ha demostrado su eficiencia.

Tengo la percepción personal que a nivel federal algunos gobiernos le han dado la vuelta al tema del campo y la prueba más reciente de ello es el del sexenio pasado, donde nadie quiso entrarle a la reforma para el sector rural, la cual había sido incluida en el paquete de reformas anunciadas desde la campaña del anterior presidente, que siempre rehuyó el tema, al igual que los titulares de la entonces SAGARPA, a uno de los cuales escuché decir, ya casi al final del sexenio, que de plano la multicitada reforma no se haría, sin dar razones para esta negativa, lo que dejó, como siempre, al sistema productivo al garete, sin rumbo, aunque a pesar de ello la generación de alimentos siguió una trayectoria exitosa, pero gracias a los productores.

Le comentaba que en este periodo de gobierno el campo enfrenta otro grave problema: los recortes presupuestales que afectan a todos, especialmente algunas áreas estratégicas, pero ni este asunto ha detenido el avance de la agroproducción jalisciense, ya que merced a las gestiones del gobernador Enrique Alfaro y del titular de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (SADER-Jalisco), Alberto Esquer Gutiérrez, se consiguió el presupuesto más alto en la historia de la gestión pública estatal para el sector rural, que de 627 millones de pesos en la administración anterior, este año pasó a mil 727 millones de pesos, lo que representó un aumento del 175.27 %, sin contar el recurso federal, lo que se ha reflejado en obras y apoyos en infraestructura rural para nuestros productores.

Pero «hechos son amores y no buenas razones», reza el refrán popular y en este caso el proyecto gubernamental para nuestro campo está sustentado en estas líneas de acción a las que se ha dado en llamar «La refundación del campo de Jalisco» y que no pretenden otra cosa que ser un modelo sencillo pero eficiente y moderno, que busca regresarle la riqueza al sector rural y elevar la calidad de vida de los productores y sus familias, que dice no a los subsidios, no a la corrupción y sí a la política que crea bienes públicos y genera valor a la agroproducción. Esperemos que así sea.

Este proyecto consta de seis objetivos de ejecución para el sector agroalimentario de Jalisco, las que enumero a continuación: Infraestructura rural y equipamiento con el objetivo de modernizar la infraestructura rural, productiva y social, que incluye el programa «A toda máquina» y la tecnificación de hectáreas de riego, lo cual deberá traducirse en mejoras al acceso a la educación e incremento de la productividad para generar mejor calidad de vida de nuestros campesinos.

También busca el desarrollo de capacidades productivas, cuyos programas que lo componen buscan mejorar las condiciones económicas de nuestra gente del campo, porque es el sector productivo más vulnerable y para eso se mejorarán las casas ejidales, además se estimulará la producción rural, el otorgamiento de apoyos económicos directos a las familias, autoempleo y estímulo al autoconsumo.

El esquema incluye la competitividad agroalimentaria, que promueve la rentabilidad de las actividades productivas al mejorar los canales de comercialización con mercados atractivos, como acudir a ferias y exposiciones.

El cuarto punto de importancia vital se refiere al tema de sanidad e inocuidad, que tiene un impacto directo en la competitividad y permite el acceso a mercados de mayor valor; el gobierno jalisciense le otorga tal importancia a este rubro que está por presentar la Ley Agroalimentaria que comprende la sanidad e inocuidad acuícola, sanidad e inocuidad pecuaria y la sanidad e inocuidad Agrícola.

El quinto punto se refiere a la sustentabilidad e inocuidad de cuerpos de agua tan importantes como la cuenca del Río Santiago y el programa silvopastoril, para evitar la deforestación en las actividades ganaderas y la implementación de cosechadoras de caña en verde para erradicar las quemas, lo que lleva al sexto punto, el cual busca fomentar y modernizar la producción agropecuaria y pesquera.

Pero para que esta política funcione los productores y los agroempresarios del estado tendremos que entender que tenemos que trabajar juntos, todos los representantes del sector para sacar adelante a quienes integramos el rubro agropecuario.

En honor a la verdad este sistema de trabajo para el campo debería ser replicado en otros estados, sobre todo en aquellos que registran un mayor atraso, pero también en las entidades que van bien pero que buscan mejorar su productividad, tanto en calidad como en cantidad, o que carecen de un modelo productivo eficiente.

Mapa de pandemia del COVID-19 en México creado por Sismo Alerta Mexicana.

Clic Aquí

Esto te interesa

Tv Tierra Fertil - no te lo puedes perder

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Anuncio -
- Anuncio -

No te vayas sin leer esto

Reconoce FAO aporte alimentario de México y Latinoamérica

0
Ciudad de México, 18 de septiembre de 2020.-La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) reconoció el...
Abrir chat
contáctanos
¿En que podemos ayudarte?
Powered by