“Coyotes”, mal eterno de cafeticultores de Veracruz

Se aprovechan de la pobreza de los productores para quedarse con una buena tajada de la derrama económica que deja el cultivo.

0
50
EL CAFETICULTOR siempre sale perdiendo.
EL CAFETICULTOR siempre sale perdiendo.

Xalapa, Veracruz, 11 de noviembre de 2017.- Junto con la plaga de la roya, los “coyotes” son los males que más perjudican al bolsillo de los productores cafetaleros no sólo de Veracruz sino de todo el país.
Así lo considera Tito Vivanco López, productor del grano aromático, quien señaló que los intermediarios se aprovechan de la descapitalización en que viven los cafeticultores para quedarse con la mayor parte de las ganancias que deja la venta del grano.
Abundó que según sus estimaciones, basadas en los precios que actualmente tiene el café, los “coyotes” se quedan por lo menos con tres pesos por kilo.
El también integrante de la Unión Nacional de Organizaciones Regionales Campesinas Autónomas, (UNORCA), añadió que a esto se suma el que los precios en campo no han repuntado y se mantiene el pago en cinco pesos por kilo del café cereza.
“Esto se ha convertido en un padecimiento para los productores, ya que comienza la cosecha con precios bajos para ellos, lo que provoca que no cuenten con los recursos suficientes para tomar acciones”.
Explicó que de acuerdo con la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) el precio de café es de casi 125 dólares por quintal, no obstante, en el campo los precios no pasan de cinco pesos por kilo, “el pago al cafetalero no corresponde al precio en el que se coloca el aromático en el mercado internacional”, indicó.
Agregó que en pesos mexicanos el quintal vale cerca de 2 mil 400 pesos, mientras que al agricultor le pagan a sólo cinco pesos el kilo de café, cuando se le debería de pagar en ocho pesos, sin embargo, estos tres pesos de diferencia que no le llegan al productor, se quedan en manos del “coyote”, insistió.
Sobre la plaga de la roya, Vivanco López explicó que la plaga de la roya no para de causar estragos en los cafetales, está presente en al menos del 40 por ciento de los sembradíos del estado, “pero se debe a la falta de apoyo del gobierno, porque según eso, no hay recursos para hacer frente a esta plaga”, indicó.

DEJAR RESPUESTA

Favor de ingresar su comentario
Favor de ingresar su nombre aquí